miércoles, 4 de noviembre de 2020

Conferencia en la Sociedad de arquitectos Zona Norte. Salvar el Palacio Belgrano

Conferencia en la Sociedad de Arquitectos Zona Norte "Salvar al Palacio Belgrano" Sociedad de Arquitectos de la Zona Norte “Salvar el Palacio Belgrano” Martes 27 de Octubre de 2020 – 18 hs Arg / 22 hs Esp Arq. Hugo A. Kliczkowski Juritz Arq. Matías Gigli Diseñadora Gráfica Victoria Belgrano Sr. Marcos Belgrano https://youtu.be/ZREPYmaxgrU

viernes, 30 de octubre de 2020

 

Conversatorio en Huehuetenango
Facultad de arquitectura
Universidad de Occidente

17 de Octubre de 2020

Arq. Hugo A. Kliczkowski Juritz


Invitación de la arquitecta María Ramos, el arquitecto Oscar René Ríos López y Fredy Villatoro Cach.

 

Presentación

Buenas tardes, les agradezco, este espacio de tiempo que han destinado para que hablemos de arquitectura.

Cuando   Fredy, gentilmente me invito a dar este conversatorio  me sentí muy halagado.

El tiempo que dedique a preparar esta charla y este momento, es para mí de reflexión, porque me permite pensar no solo acerca de la arquitectura, sino mi relación con ella.

Desde que ingrese a la facultad en el año 1967, es decir hace 53 años, no he hecho otra cosa, que relacionarme con temas vinculados a la arquitectura.

Estudié, vendí suscripciones a revistas de arquitectura, puse una librería de arquitectura, formé un estudio donde proyecté y construí, participe y gané varios concursos de arquitectura, hable por la radio en un programa diario sobre arquitectura, cofundé varias revistas de arquitectura, escribí en ellas, edité más de 600 libros, viaje por medio  mundo visitando obras referenciales de arquitectura, dirigí un mensuario el Le Monde diplomatique en Español, donde haciendo piruetas, porque es un medio político escribía también de arquitectura y ahora escribo en mis blogs acerca de ella.

Intentará contarles alguna de mis experiencias, de cómo comencé hace muchas décadas a interesarme por la arquitectura, y les contaré varias anécdotas.

Buenos Aires

Comenzaré contándoles que nací en Buenos Aires, allí viví 40 años,

hghg

                                  Ciudad de Buenos Aires, Obelisco. 

                                     Arq. Alberto Prebisch. 1936

Madrid

Y desde hace 32 años vivo en Madrid.

Podría decir que he pasado media vida en cada lugar.

Pero no se preocupen, intentaré que este conversatorio dure menos tiempo.

Estaba terminando la escuela secundaria, y lo único que sabía era que no quería seguir ni ciencias económicas ni abogacía, que por la formación y orientación de mi colegio secundario era lo que habitualmente todos mis compañeros seguían estudiando.

Dibujo de la Facultad de Ingeniería de Buenos Aires

Arquitecto e Ingeniero Enrique Gustavo Prins (1925)

Dudaba si seguir ingeniería, y un profesor que dirigía el ingreso a la facultad  me sugirió fuese a escuchar unas clases,

El curso de ingreso se dictaba en el edificio que diseño el Ingeniero y arquitecto Enrique Gustavo Prins (1877 - 1939).

Un edificio gótico inacabado por falta de fondos de 1925 

foto facultad ingeniería actual

Este es el estado que tiene desde hace casi 1 siglo.

Pero no fue su estado inacabado el que me decepcionó. 

Asistí a un par de clases de matemáticas, e inmediatamente me di cuenta que no era para mí.

Y por descarte, hice el curso de ingreso a arquitectura.

No sabía, y no podía saberlo, que se transformaría en mi gran pasión.

Integrantes del estudio (1973 - 1985)


Durante 14 años realicé muchos proyectos, concursos y obras con mis socios. 

El estudio llevaba nuestros nombres, Kliczkowski, Minond, Natanson Nevani Sztulwark.

Fueron mis compañeros de facultad, y luego como decíamos por aquel entonces éramos "amigocios", una mezcla de amigos y socios.

Seguimos siendo muy amigos.

Como conclusión es posible, trabajar juntos y 45 años después hacer caminando una parte del Camino de Santiago. 

Los 110 km que separan San Sebastián de Bilbao.

Gus y Hugo camino de Santiago

 

 

Centro Nacional de Educación Especial ( 4 edificios)

Escuela de Sordomudas Osvaldo Magnasco

Centro Nacional de Formación Docente

Centro de Rehabilitación

Centro deportivo y de recreación



Primer premio del Concurso Nacional, 4 edificios en 2 hectáreas (Obra del estudio 1977)

Calle de las escuelas diferenciales

El concurso más importante que ganamos fue el Centro nacional de Educación Especial. Éramos muy jóvenes teníamos 29 años.

Por este proyecto nos otorgaron uno de los premios de La bienal de Arquitectura.

Club de campo Hacoaj Tigre

Este fue el primer premio de un Country Club.

De 350 hectáreas, con un golf.

Ganamos al conseguir que todos los lotes tuviesen igual situación.

Acceso desde la calle y vistas al campo de Golf

 


Teodoro Garcia

Hicimos edificios peculiares, como este edificio de apartamentos muy grandes, con un solo dormitorio.

Cada persona necesita varias casas a lo largo de su vida, cuando se independiza y es joven, una casa pequeña, cuando se casa y tiene hijos, una más grande, cuando los hijos se van otra más pequeña, pero los de 1 dormitorio tienen la parte social muy pequeña.

Hicimos una tipología que era para aquellas personas que ya  no conviven con sus hijos y con 1 dormitorio les es suficiente, pero el resto de la casa es grande, para recibir a hijos y nietos.

Fue construido hace 38 años, y aun tiene un aspecto moderno, actual. La estructura de Hormigón Armado cubre la luz de 8m66 del frente sin apoyos intermedios, las vigas hacen de barandas de los balcones terrazas.

El estudio también ganó el 1er premio del banco de la Provincia de Formosa.

Revista Summa

Esta fue una oportunidad para ver todas las obras que habíamos hecho hasta el momento, en una revista de mucho prestigio en Latinoamérica.

Country en Pilar

Aquí puedo recordar 2 proyectos, dibujados por el arquitecto Minond que fotografié para esta charla del libro Perspectivas 6.

Un country de 64 casas, agrupadas de a 8, con acceso desde una plaza común a las 8.



Sus plantas estaban invertidas con respecto a lo tradicional, sus dormitorios en la planta baja, más protegidos, menos expuestos al ruido y la luz, y un 1er piso con la sala de estar, comedor que daban a una terraza y que se accedía desde la plaza.

stand Akai

Recuperé esta perspectiva de uno de nuestros primeros trabajos, un stand, todo transparente,

De día prácticamente desaparecía, porque sus cristales permitían ver a través de él.

De noche, era al revés, se veía todo el funcionamiento interior, por la iluminación que tenía dentro.

Logo Asppan


Asppan Onlybook

Editorial H Kliczkowski y Asppan

Distribudora ASPPAN. América Spain Japan

Este stand en la Feria del Libro de España "LIBER".

Me da pie para hablar de una actividad vinculada a lo anterior, pero diferente. 

La edición de libros de arquitectura y de arte.

Desde los años 70 había editado libros como editorial CP67, y como Espacio Editora con Silvia Wladimirski y Guillermo Kliczkowski.

Cuando me trasladé a España en 1988, inicié 3 empresas, ASPPAN y ONLYBOOK como distribuidoras y H Kliczkowski como editorial.

Es una tradición que las pequeñas editoriales tengan el nombre del editor, como Gustavo Gili, Blume, Taschen, Konemann, Harry Abrams etc.

libro “arquitectura”


Como editor realicé más de 600 libros con el sello H Kliczkowski y unos 200 como coeditor con otras editoriales como Taschen, Konemann, Randon House, Getti Images, etc.

Colección archipocket


Algunos de esos libros tuvieron mucha difusión como el perspectivas 6

“Perspectivas 6”

Este fue el 6to libro que editamos como Espacio Editora.

Sus autores son Sandro Borghini, Edgardo Minond, Victor Vega.

Era la época de los dibujos de Gordon Cullen, llamado “Townscape”

Su tamaño era muy grande, tuvo la intención de servir como referencia para inspirarse o directamente copiar los grafismos y puntos de vista a estudiantes y profesionales que realizaban perspectivas.

Escribí en revistas y en periódicos sobre arquitectura y junto a los arquitectos Mario Sabugo y Rafael Iglesia dirigí un  programa diario de radio sobre arquitectura que se llamó “Urbanidad”, y aclarábamos, una forma diferente de vivir la ciudad.

 blogs

onlybook.es/blog

hugoklico.blogspot,com




Siguiendo mi ruta en la arquitectura hace unos 3 años cree 2 blogs.

Entre ambos recibo entre 4 y 6.000 visitas mensuales.

Creí necesario explicarles todo lo anterior, para poder hablar de arquitectura. Mi vida gira alrededor de ella, y también ella alrededor mío.

Miro, observo, analizo y trato de entender de que está hecha la arquitectura, es decir de que están hechos los espacios que conforman la arquitectura.

Hace un tiempo, que descubrí que los espacios, no se hacen solo de materiales tangibles, de piedra, de ladrillo, de hierros.

Comenzaré a hablarles alrededor de ese tema, de cuáles creo que son los materiales que construyen o mejor dicho conforman los espacios que la arquitectura crea.

Interiores y exteriores.

Y les daré muchos ejemplos para tratar que pensemos y comprendamos juntos lo que creo que es la semilla primigenia, el punto de partida, es decir como entiendo yo la arquitectura.

Les contaré una anécdota, estaba en el 3er curso de la carrera, que se llamaba Diseño arquitectónico 2.

Beatles

Mi profesor era Luis Grosman, estábamos alrededor de él, teníamos mesas altas para dibujar, y sillas altas, algunos sentados sobre las sillas, otros sobre las mesas, otros parados, escuchábamos atentos.

Luis nos contó acerca de Los Beatles, que  cuando estaban preparando el álbum Submarillo Amarillo en su sala de grabación, probaban sonidos, armonías.

George le comenta a Paul, estamos complejizando demasiado esta canción…y Paul le responde:

- no importa, sigamos complicándola todo lo que podamos, asi luego, la podremos simplificar.

Luis nos decía, que la sencillez, no es fácil, porque contiene en si misma, toda la complejidad que hemos desarrollado previamente.


Complejidad y contradicción

Asi es la arquitectura, como el título del libro de Robert Venturi (1925 - 2018) "Contradicción y Complejidad" en la arquitectura de 1966.

Es uno de los textos arquitectónicos más importantes de la segunda mitad del siglo XX

Dice en él:

“La arquitectura es necesariamente compleja y contradictoria por el hecho de incluir los tradicionales elementos de comodidad, solidez y belleza”.

Intentaré a partir de ahora, hablar de esa complejidad, entenderla y como pienso que se debe abordar.

Les anticipo, que es una profesión hermosa, llena de sorpresas, y que cuando comprendemos sus secretos, y su lenguaje, haremos algo más que arquitectura, habremos transformado nuestra forma de ver el mundo que nos rodea.

 

Matrioska


Como una matrioska, esas muñecas rusas, que ves una, pero si la abres, hay otra más pequeña, y si la abres descubres otra, y si  sigues abriéndolas encuentras otra, y así muchas veces. 

Sería una manera de entender la arquitectura; cuando vemos la muñeca, vemos solo la más grande, sin ver las otras, que están dentro, que existen y le dan sentido a este conjunto. 

Nuestra tarea como arquitectos, es saber que están allí, y saber cómo hacerlas y qué hacer con ellas. Pensemos que cada una es una parte de ese enorme andamiaje sobre la que se asienta la arquitectura, que cada muñeca es lo que da sentido y cualifica al proyecto arquitectónico.

No todos los elementos o las partes que conforman la arquitectura se ven, pero todos se perciben. Si los conocemos, podremos expresarnos con más claridad, con más convicción.

Rio

Cuando observamos un rio, y vemos como corre agua por su lecho, sabemos que nunca veremos el mismo agua, pero si sabemos que veremos el mismo rio. 

El agua del rio que vimos ayer, que vimos hace un segundo, se fue, ya no está, pero reconocemos el rio.

Porque ese rio, lo es, porque el agua corre entre 2 orillas, unos bordes que lo delimitan, que lo contienen.

Si queremos ir a la otra orilla, debemos poner algo, para cruzar, por ejemplo un puente.

Podríamos cruzarlo a nado, en un bote….pero queremos cruzarlo de otra manera, porque muchas veces hay varias maneras de conseguir el objetivo, y debemos elegir entre ellas.

 

Puente en madera sobre piedras

Para ello, en ese paraje ponemos un puente.

Ha dejado de ser un lugar, para ser un sitio.

Ya no es igual. Estamos interviniendo, estamos creando.

Cuando lo cruzamos, y vamos a la otra orilla, ya deja de ser lo que veíamos, desde esa otra orilla vemos el lugar donde estábamos.

 

Puente colgante sobre el río Alcalá de Henares para paso de rebaño y peatones

Vemos unas rocas, no lo construimos en cualquier lugar, sino al lado de esas rocas, que nos ayudan a apoyarlo.

Saber que queremos cruzar ese rio, un rio que cambia de formas, que contiene aguas tranquilas y a veces agitadas, diseñar el puente, no solo para cruzar, sino también, para detenernos en el medio, y ver desde otra perspectiva ese rio y esos bordes, donde poder pensar, donde poder hablar con alguien, desde donde podemos ver el cauce del rio.

Puente en Madison, siglo XIX en los EEUU. Theodore Byurr, inventó esta armadura de madera

Hemos planteado la necesidad y el deseo de cruzar al otro margen, pero no en cualquier lugar, sino en un sitio determinado, sobre esas rocas.

Y no cualquier puente, sino uno, que nos permita estar sobre sus aguas sin mojarnos, seguros que no nos llevara la corriente.

Un puente bello, por su sencillez, por su practicidad, por sus formas, por los materiales que usamos porque un día decidimos que debería tener un techo, como los de los de Madison.

Un puente para sentarse como el Puente peatonal. Studio Evren Basbug. En Karsiyaka, Turquia. 2016


Con unas medidas que permiten estar un determinado grupo de gente,  un día le pusimos un asiento, para estar y saludar a los que lo cruzan.

Un puente para pescadores



Tower Bridge en Londres
Arquitecto Horace Jones, 1er premio del concurso (1886 – 1894)

 


Un puente para impresionar como el Puente de la Paz. Michel de Lucchi sobre el rio Mtkvari en Tibilis, Giorgia 2009/2011

 


Puente Luis I. en Oporto sobre el río Duero. 1886 – Ingeniero Théophile Seyrig. En ese concurso no aceptaron el proyecto de Gustave Eiffel


Pabellón puente. Arquitecta Zaha Hadid

Expo 2008. Zaragoza

Quiero mostrarles el puente que la arquitecta Zaha Hadid proyectó para la expo de Zaragoza 2008, un puente exposición, estimo que desmesurado.

Lo muestro porque creo que en lugar de servir para unir dos bordes pasando de uno a otro lado, niega las visiones de esos bordes, del rio, para parecerse a en un enorme edificio acostado, y la estructura que lo sostiene, pareciera que es para que el rio sobreviva, y no se caiga transformándose en un dique de contención.

Podria mencionar el Ponte Vecchio, en Florencia, de 1345, 

El  Puente Rialto. Diseño de Antonio da Ponte, de 1591, como dato curioso habían rechazado el de Miguel Ángel.

Puente de Palladio. Ponte Vecchio en Bassano del Grappa.

Originalmente de 1209, en 1567 lo destruyo una inundación y Palladio lo reconstruyo en madera dos años más tarde.

 

Casa de la cascada de Wright

Esta imagen, emblemática de como interviniendo en un lugar, podemos transformarlo, y siguiendo con la idea del rio es la Falling Water, la Casa de la Cascada de Frank Lloyd Wright.

Cuando uno la observa desde enfrente, ya que Wright, no la construyó sobre el río, sino en un recodo, el mismo donde su cliente Edgard Kaufmann solía observar sentado sobre una roca, el paso del agua, hasta que su hijo XX que trabajaba en el estudio de Wright, le sugirió que construyera una casa, pero que la hiciera Wright.

Wright antes de proyectar pidió un estudio topográfico del área alrededor de la cascada, que fue realizado por la compañía Fayette Engineering, de todas las rocas, árboles y curvas de nivel, más tarde Wright creó un nuevo mapa donde especificaba el diámetro de los troncos de los árboles y la especie a la que pertenecían.

Como les comentaba mirando la casa desde enfrente, mezclada con el rumor y la humedad del agua, con la naturaleza, uno se da cuenta, que si sacáramos la casa de ese lugar, si retrocediéramos al momento anterior a la intervención de éste arquitecto, el lugar ya no sería el mismo, porque la creación humana y la divina se han integrado.

Ya no pensamos solamente en puentes, porque de lo que hablamos es que en el tema puente, hemos creado un universo de posibilidades.

He intentado hablar de lo que para mi es arquitectura, y a ello me referiré continuamente.

Es un buen momento para contarles de mi vida profesional.

Fui profesor adjunto en la Universidad de Buenos Aires,  en la cátedra del arquitecto Miguel Angel Roca (1936), fueron años muy intensos e importantes en mi vida y sobre todo en la vida del país, dejábamos atrás la sangrienta dictadura militar que había matado cuerpos y espiritus en años llenos de sangre y dolor.

Y llegó la democracia de manos del Dr. Raúl Alfonsín (1927 - 2009), aquel que en su último discurso en campaña había recitado el preámbulo de la Constitución argentina del año 1853

Lo escuchábamos emocionados Aquella en la que entre otras frases en su preámbulo decía, “…asegurar los beneficios de la libertad, para nosotros, para nuestra posteridad y para todos los hombres del mundo que quieran habitar el suelo argentino”.

Menciona la libertad y la traigo aquí, porque es la primera materia prima, con la que contamos los arquitectos, la libertad, no solo de crear, sino de pensar, la libertad de sentirnos libres en elegir, en descubrir, en plantear, en hacer todas aquellas cosas que solo son posibles en libertad.

Libertad de leer


Por ejemplo el libro "El elogio de la sombra", de Junichiro Tanizaki (1886 - 1965). un libro pequeño en formato y riquísimo en contenido.

Tanizaki nos dice “En Occidente , el más poderoso aliado de la belleza fue siempre la luz; en la estética tradicional japonesa lo esencial está en captar el enigma de la sombra…las modulaciones de la sombra. Lo mismo que una piedra fosforescente en la oscuridad pierde toda su fascinante sensación de joya preciosa si fuera expuesta a plena luz, la belleza pierde toda su existencia si se suprimen los efectos de la sombra”.

Acerca de la luz, el maestro Le Corbusier (1887 - 1965) escribe, “ La arquitectura es el magistral, correcto y  magnifico juego de masas bajo la luz…Nuestros ojos están hechos para ver las formas en la luz, la luz y la sombra revelan estas formas, cubos, conos esferas, cilindros o pirámides, son las grandes formas primarias que la luz revela.

 

Podemos entender la luz, como una materia prima de la arquitectura.

Como lo es el tiempo.

Libertad para poner en duda lo que se da por hecho . Eileen Gray   (1878 - 1976) dice “Para crear, primero hay que cuestionarlo todo”.

 

Libertad para pensar. Antoni Gaudi (1852 - 1926) nos dice “Seamos originales, volvamos al origen de las cosas".

Libertad de proponer.  Dice Ralph Erskine (1914 - 2005) “ La función de los edificios es mejorar las relaciones humanas, la arquitectura debe facilitarlas no hacerlas peores”

Aconseja Frank Lloyd Wright (1867 - 1959), “ Un médico puede enterrar sus errores, pero un arquitecto no, apenas puede aconsejar a sus clientes que los tapen con enredaderas".

Pensemos en el consejo de Yoshio Taniguchi (1937). "La arquitectura es básicamente un contenedor de algo. Espero que disfruten no tanto la taza de té, sino el té".

Y creo que podemos comenzar a pensar y pensarnos en relación a la arquitectura, para que y porque, porque ahora y porque nosotros,

Asumamos que no seremos, quizás Le Corbusier, que no seremos quienes cambiemos el rumbo de la arquitectura, pero al mismo tiempo intentemoslo, tratemos de darle un sentido a nuestro acto de proyectar

Que proponga, que cuestione, que sea aquello, que con el tiempo, se transforme en lo que mas amemos.

El amor a esta tarea, es también otra materia prima, como la libertad, y el tiempo, como la luz y la sombra, como el espacio, como el ritmo, como la música.

Decia Frank Lloyd Wright, - “Mi padre me enseñó que componer una sinfonía es como componer un edificio. Y vi que compositores y arquitectos utilizan el mismo pensamiento…para componer o proyectar un edificio. Para inspirarme, me sentaba a escuchar a Beethoven. Él fue también un gran arquitecto. Ambos tipos de mente son bastante parecidas porque…componen y construyen. Dibujan y proyectan".

Tenemos otra materia prima, la música que inspira.

Pensamos durante demasiado tiempo, que la arquitectura se construye con arena, cemento, canto rodado, hierro, cristales, cañerías, y ahora descubrimos que tenemos la libertad de usar la luz, la sombra, usar el eco, la música, aquellas referencias, que nos permiten vivir, hasta revivir, formas , continentes y contenidos, a la medida del hombre como nos lo explicaba Le Corbusier.

Y porque traigo frases de grandes maestros de la arquitectura?, porque ellos nos enseñan con sus obras y su pensamiento. La llave que nos permite acceder a ellos son los libros.

Los libros son nuestra principal ayuda, no solo como fuente de conocimiento, sino como fuente de inspiración.

Salvar edificios emblemáticos. Parador Ariston. 

En buen estado

Hace un tiempo decidí sumarme a la gente que trataba de salvar lo que quedaba de una obra que existe en la provincia de Buenos Aires.

No es cualquier obra, es la única de un integrante de la Bauhaus en Latinoamérica, es El Parador Ariston, obra del arquitecto Marcel Breuer (1902 - 1981) que entre otras cosas, ejerció 11 años como profesor y vicedirector de la Bauhaus, junto a los arquitectos Eduardo Catalano (1917 - 2010) y Carlos Coire (1923 - 2010).

Se fue deformando por modificaciones sucesivas, a lo que se le sumo luego el abandono, y luego incendios intencionados y vandalismo.

Parador Ariston estado actual

Este es su estado actual

 


Change.org

Abrimos una página en Facebook “Salvemos el parador Aristón”. 

Juntamos más de 22.200 firmas en Change.org (una página destinado a ello), publicamos en más una docena de periódicos Argentinos, y fue muy importante la aparición en el New York Times de una nota de 3 páginas, que hicieron con motivo de centenario de la fundación de la Bauhaus.

Si este conversatorio, muy personal ha sido largo, me refugio en las palabras de Blaise Pascal Matemático, físico, filósofo cristiano y escritor, en 1650 se disculpa ante un amigo: “Si te escrito esta carta tan larga, ha sido porque no he tenido tiempo de hacerla más corta".






Palacio Belgrano. arquitecto Joaquín Belgrano




Desde mi punto de vista, hablaba de arquitectura

Muchas gracias